MACHETAZO AL CCE

Por Livia Díaz

Después de su reelección al frente del Consejo Coordinador Empresarial (CCE) en la zona oriente, en octubre, y como presidente de la Confederación de Cámaras Industriales (Concamin), José Manuel Urreta Ortega inició con cambios en Poza Rica.

El también Cónsul de Bélgica en estados del sureste mexicano, dijo que así se lo pidieron los empresarios de varias cámaras.

Sus zonas de trabajo en Concamin, son Tabasco, Chiapas, Campeche, Oaxaca y Veracruz, y éstos son sus desvelos.

Se le preguntó por qué nunca se le ha visto en la Cámara de Diputados, al lado de los que están en crisis, ni al lado de los que, desesperados, quemaron autos frente a la Secretaría de Finanzas y Planeación.

Dijo que es otra su trinchera y que su trinchera “no es la política”. Aunque evidentemente, sus actos han sido políticos, como se verá.

A Poza Rica llegó para el cambio de dirigencia en un CCE disputado por dos grupos. El que bautizó por la tarde, el miércoles, y lleva al frente Salvador Reséndiz Cruz, y el que se quedó declarando que no había sido justo, que le habían tomado trono y corona, la Asociación de Hoteles y Moteles del Norte de Veracruz, la Confederación Nacional de Transporte, el Colegio de Arquitectos del Norte de Veracruz, la Cámara Nacional de la Industria de la Transformación y la Cámara Mexicana de la Industria de la Construcción, así como organismos invitados: Coparmex, Unión de Comerciantes del Mercado Poza Rica y Consorcio Empresarial..

La asociación civil tiene tareas por delante. No obstante ungida, desde el centro, por Juan Pablo Castañón y Manuel Herrera, que van a visitar Veracruz el 8 de marzo.

A nivel local puede que a nadie le importe qué dirigencia tiene o no el consejo camaral, pero la escisión, el acto, ha sido como muchos, una imposición forzada. Borrando de pronto, porque se puede, a otra dirigencia. No parece ser nada nuevo bajo el sol en esta ciudad, aunque si fue cuestionado al entrevistado por un periodista.

Es que, dijo el de la voz que por la impunidad es que hay corrupción.

Se espera, pues, que esto se frene, que le bajen a la velocidad y entren al diálogo, para que en el futuro las cámaras excluidas se reintegren. Pero no es político…

Antes que sane la herida abierta, va a echar pus.

LA QUEMA DE AUTOS

FUE cuando a los empresarios que perdieron la cabeza en Xalapa, y de eso sólo contó que esa no es la manera. Que (a éstos) no se les verá nunca haciendo esas cosas y que tampoco se les verá en la Cámara de Diputados de Veracruz, porque sus luchas son en otros lugares.

Como reconoció que la situación de los empresarios, desde hace varios años, ha sido desesperada, extrema, se le preguntó si considera a los mismos en depresión, más tarde anotó que esa palabra no le gusta, sin embargo, al parecer no hay otra.

Narró que sociedad y empresarios sufrieron abuso, (en el sexenio anterior) la ciudad fue ultrajada. Los actos sumieron al estado en un hoyo.

PROPUESTA

El también presidente de la Cámara Mexicana de la Industria del Transporte Marítimo, estará con quienes estén dispuestos a jugársela con todos. Luchando contra el conformismo del ser humano, que por costumbre se lo pasa en su zona de confort. Aunque, hay muchos empresarios a los que les gusta torear al toro, contó.

La larga conferencia de prensa a la que luego nombró “maratónica” respondió además que, si todo está bastante mal se ha preguntado ¿Qué están haciendo los empresarios de la región? Poza Rica no fue nombrada zona económica especial, y no pasó nada. Como otros quiere que lo sea, quizá en una próxima vez. Pero también dejó abierta una ventana a mirar, que quizá, la razón para este no nombramiento, sean ocho proyectos de la llamada ronda dos.

Después que tomó protesta a los nuevos integrantes de CCE en Poza Rica se ató un lazo en la región. Al evento acudieron alcaldes de la baja huasteca y totonacapan, fueron convocadas instituciones, estuvo presente Antonio Soberanes, subsecretario de gobierno representando al gobernador Miguel Ángel Yunes Linares.

PERO Urreta Ortega esta vez no habló de la deuda del estado, como en abril de 2017, cuando fue ratificado en su cargo) con los empresarios de la zona centro y el norte, ni de la reestructuración, y cuando se realizó el cuestionamiento, se acabó la conferencia de prensa.

COLOFÓN

La derrota que los llevó a medidas desesperadas, como quemar carros en Sefiplan fue histriónica. Seguramente no eran sus mejores y más caras posesiones, pero emblemática del sentir de otros empresarios que ya estaban abatidos.

En 2016 otros salieron avante en la situación, otros dijeron que habían perdido todo, y con ello tuvieron que despedir a muchas personas ¿cómo no creerles?

En la calle sigue creciendo la masa de autoempleados. En el centro de Xalapa, el que no pasa vendiendo quesadillas, vende tostadas o pan o pájaros.

Y ha crecido mucho el pillaje.

En Poza Rica, aunque diga el actor de cine mexicano Andrés Soler que “no es lo mismo agarrar que pepenar”, ese andar “pepenando” apena a quienes pierden las pocas cosas que logran reunir para venderlas.

Hoy en esta ciudad en donde “antes, amarrábamos a los perros con chorizo.”

@editorahuasteca

Please follow and like us:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *