LA HERENCIA DE “JAVIER DUARTE” EN TRANSPORTE PÚBLICO: ALIAS EL GOOFY

>> Taxistas denuncian que Julio César Guevara alias el Goofy, actual comandante y ex encargado de la dependencia, les impone cuotas y exige “mordidas” por cualquier cosa; el elementó tiene un negro historial en Transporte Público durante su participación en el gobierno corrupto de Javier Duarte de Ochoa donde fungió como delegado en distintas zonas del estado.

 

Redacción Libertad
Poza Rica, Ver.- Mientras Miguel Angel Yunes Linares manifestaba que se acabó la corrupción en transporte público bajo su gobierno al entregar refrendo de concesiones en el mes de Marzo, en la delegación regional de esta ciudad se mantenían las viejas costumbres heredadas del gobierno corrupto de Javier Duarte de Ochoa, por uno de sus ex colaboradores, el comandante Julio César Guevara Naranjos, alias “el goofy”.
En el anonimato por miedo a ser presa de la venganza del “Jefe Goofy” a través de los elementos que comanda, taxistas mencionan a esta redacción que durante el poco tiempo en el que estuvo como encargado de la Delegación en el mes de febrero (3 semanas), Guevara Naranjos se reunió con los diferentes sindicatos, concesionarios sin gremio y empresas transportistas para plantearles “facilidades para trabajar” a cambio de una cuota quincenal o mensual, según pudieran los contribuyentes.
Los quejosos narran que en el caso de taxistas independientes, Julio César Guevara, los dejó un poco más flexibles con la cuota, pero con el encargo de reportarse cuando menos una vez al mes “pues no respondería en caso de que se vieran perjudicados por el reordenamiento y regularización del transporte público que está haciendo el gobernador”, comentan.
No obstante se tiene conocimiento que Guevara Naranjo no fue la única practica que hacía, pues  de acuerdo con otro afectado quien recientemente se acercó a pedir “chance” de trabajar unos quince días sin licencia al nuevo delegado Enrique Lira Escobar, pues no tenía el chofer dinero para pagar de momento los 1 300 pesos que le costaba la licencia, el “comandante goofy” lo paró y le ofreció un mes para trabajar a cambio de mil pesos, a lo que el chofer optó por dejar de trabajar unos días y empeñar algunos electrodomésticos para cubrir el costo de la licencia.
Y en efecto Julio César Guevara Naranjos, es un personaje con diversos señalamientos de corrupción durante su colaboración en el Gobierno de Javier Duarte de Ochoa cuando fue Delegado de Transporte Público en distintas zonas del estado como en Acayucan en 2015, donde fue removido por señalamientos de corrupción de acuerdo con el portal presencianoticias.com quien le venía dando seguimientos de sus actos de corrupción.
Dentro de las corrupciones de este personaje destacan el haber generados “taxis piratas”, a quienes cobraba una cuota mensual para poder prestar el servicio de Transporte Público.
No obstante “el Goofy” -como es conocido en el argot del Transporte Público-, solo fue movido de lugar para seguir cometiendo fechorías desde la delegación de San Andres Tuxtla, cargo que ocupó hasta el 18 de diciembre de 2016 donde fue sustituido por un funcionario del Gobierno de Miguel Angel Yunes Linares de acuerdo con el portal informantesenred.com.
Pero de nueva cuenta el gobierno de Yunes Linares le dio vida a este personaje al darle nombramiento como delgado de Transporte Público el 10 de enero del 2017 en Chicontepec.
Sin embargo, acostumbrado a coaccionar al Transporte Público, “El Goofy” no aguantó en esta región que la integran 12 municipios, con baja densidad de población y en precaria situación económica, por lo que valiéndose de mandos intermedio, amigos y colegas del régimen de Javier Duarte que todavía existen en el gobierno actual, consiguió que meses después lo trajeran a Poza Rica.
Guevara Naranjo llegó a esta región como comandante bajo el mando de Silvano Blasco Léon, quien fungió como delegado de febrero de 2017 a enero del 2018 y desde esta fecha el perfil de corrupción lo bajo, pero fue desatado tras asumir la delegación interinamente a finales de enero, fecha en que su voraz hambre de dinero lo ha estado llevando a exprimir al transporte público.
Cabe señalar que fuentes internas de la dependencia y contrarias a “el goofy” exponen que también aprovecha el desconocimiento de Enrique Lira Escobar, nuevo delegado desde el 19 de febrero del presente, y además de que éste anda apoyando la campaña política de César Ulises García Vázquez, ex alcalde de Coatzintla a quien le debe el puesto y quien aspira a la Diputación Local.(13/Abr/2018)

 

 

 

Please follow and like us:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *